Las grandes operaciones disparan a cifras récord la inversión inmobiliaria

La compraventa de inmuebles como Torre Agbar, Xanadú y el Edificio España aumenta un 70% la inversión en el primer semestre, hasta los 6.000 millones de euros.

La inversión inmobiliaria vuelve a registrar cifras récord en el mercado español. A cuatro días del cierre del semestre, la compraventa de edificios y solares en los seis primeros meses de 2017 alcanzó un volumen de 5.991 millones de euros, según la consultora inmobiliaria JLL. «Hay mucho dinero preparado para invertir en España y cuando sale producto al mercado, se desata el interés. Los inversores siguen pensando que España tiene recorrido, que las rentas van a subir, acompañadas del crecimiento económico del país»,  indica Borja Ortega, director de Capital Markets de JLL.

Los casi 6.000 millones de inversión inmobiliaria suponen un 70% más que la cifra de compraventa registrada en los seis primeros meses de 2016, cuando se alcanzó los 3.548 millones, de los que 3.000 millones correspondieron a compras de activos no residenciales.

Las oficinas y los activos comerciales copan la mayoría de operaciones. «Hay confianza total en España, con una apuesta tanto por Madrid como Barcelona, y lo que siguen primando es la búsqueda de buenos espacios, que se vayan a alquilar fácilmente», señala Ortega.

En el caso de oficinas, el volumen invertido en los seis primeros meses se sitúa por encima de los 1.200 millones de euros, un 55% más que en el primer semestre del año anterior y la previsión para final de año alcanza los 2.400 millones, en línea con lo registrado en 2016. En los primeros meses de 2017 se registraron grandes operaciones como la compraventa de Torre Agbar, en Barcelona -adquirida por la Socimi Merlin por 142 millones-, o el complejo Isla Chamartín en Madrid, que vendió el fondo Lone Star por 103 millones. «En el caso de Barcelona, el volumen de inversión acumulado desde principios de año es de 510,65 millones, por lo que está a punto de alcanzar los niveles de inversión de todo 2016, cuando se invirtieron 521,50 millones, hecho que demuestra el fuerte apetito inversor que ha caracterizado esta primera mitad de 2017», apuntan desde la consultora.

Como ya ocurrió en 2016, los activos comerciales (especialmente los centros) destronan del primer puesto a las oficinas como el activo que más inversión concentra. En lo que va de 2017, los inversores desembolsaron más de 2.400 millones en activos comerciales. Entre ellos, destaca el centro comercial Xanadú. Este establecimiento, ubicado en la localidad madrileña de Arroyomolinos, fue adquirido a principios de año por el grupo británico Intu Properties, que pagó al fondo Ivanhoe Cambrige 530 millones. Tres meses después, Intu vendió el 50% a la gestora TH Real Estate por 264 millones.

El buen comportamiento del primer semestre hace prever un nuevo ejercicio récord para el inmobiliario español. «Si el año pasado la inversión se situó en unos 9.500 millones, este año seguro que la supera en un 15%, con cifras cercanas al récord de 2007», asegura Ortega.

En este sentido, se espera que antes de final de año se cierren nuevas operaciones, como la venta de la cartera de oficinas de la Socimi Hispania, valorada en 550 millones; de suelos logísticos a desarrollar, o el lote de residencias Rea, de la gestora Azora. «Ahora los fondos core van a tomar mayor protagonismo, aprovechando la salida de otros inversores más oportunistas o de valor añadido, que van a sacar al mercado producto que han comprado en los últimos años», augura el responsable de JLL.

Fuente: Expansión

Sharing is caring!

Deja un comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*